Tuvieron que explicar qué era lo que ofrecían. Hoy, BW Comunicación factura más de $100 millones al año

Publicado en el Cronista 04-05-2022

BW Comunicación Interna nació de la mano del periodista Pablo Faga y los publicistas Agustín Barba y Maximiliano Blanc en 2003, aunque el proyecto venía formándose desde 1996, cuando los tres tenían sólo 22 años y cursaban en la Universidad del Salvador.

Eran tiempos en los que abundaban las campañas publicitarias y la comunicación interna era casi desconocida.

“Nos dimos cuenta de que era una materia que tenía mucho impacto en el negocio y poca importancia en las compañías. En los años 90, la Argentina tenía mucho capital de inversión externa, y había megas campañas publicitarias que se ocupaban de mostrar a la empresa hacia el afuera pero había muy poco de mostrarse hacia adentro”, cuenta Maximiliano Blanc, cofundador y CEO.

Pero con la crisis del 2002 “las empresas empezaron a ver que se les estaba yendo gente talentosa y se dieron cuenta de que tenían que empezar a contar quiénes eran y cómo les iba. Ese fue el impulso que nos empezó a abrir las puertas”.

Como muchas empresas, comenzaron sin un peso y, como no, en el garage de la casa de uno de los integrantes. El primer objetivo fue conseguir un cliente de comunicación interna. Y lo lograron hace 25 años. “Era algo muy difícil de explicar”, reconoce Blanc y cuenta, “hasta que el padre de Agustín, que trabajaba en Ericsson, nos consiguió una reunión con la gente del departamento de Institucionales”.

Hoy es una empresa en expansión que facturó algo más de $ 105 millones en 2021 y cuenta con 50 empleados. “Armamos un equipo genial con gente comprometida, valiosa, capaz; se logró un muy buen clima de trabajo”, dice.

BW trabaja en el diagnóstico, la capacitación, la planificación y la realización de campañas y acciones de Comunicación Interna dentro de las compañías . “Somos comunicadores: ayudamos a que la comunicación fluya mejor dentro de las empresas”, señalan.

NUEVO MERCADO

“Llegamos a un mercado que aún no estaba maduro y había que explicar qué era la comunicación interna, cuando había empresas a las que aún ni se les ocurría pensar en eso”. Por ello realizaron charlas y fueron a congresos para explicarlo y generaron contenidos de valor para dar a conocer aún más el sector.

Una de las estrategias fue la de crear el primer “diagnóstico de comunicación interna”, en el que con preguntaron a empresas sobre sus canales de comunicación, qué presupuesto tenían, cuántas personas reportaban al área. Así armaron informes y lo compartieron de manera gratuita. 

“Cuando alguien del área de RRHH se enteraba de que tal empresa tenía un área específica de Comunicación Interna, le íbamos dando forma al mercado”, recuerdan.

En 2015 replicaron el informe diagnóstico de manera regional, y lo repitieron en 2017 y 2019. En el último, de 2021, participaron 513 empresas de nueve países de Latam, cuentan.

BW cuenta con oficinas y razones sociales en la Argentina, México y Chile; y representantes en Uruguay, Paraguay, Ecuador y Perú y de cara al 2022 se propone tres objetivos claves: “Consolidar nuestro negocio en el exterior, tanto en Chile como en México, hacer que la facturación en esos países sea superior a la de la Argentina, desarrollar negocios digitales -somos representantes de Workplace tanto acá como en México y Chile- y lograr todo eso con equipo feliz”, dice.